Zemmoa sufrió discriminación a causa de su polémica imagen

* La cantautora considera que marchas en contra del matrimonio gay, sólo logran fomentar el amor entre la comunidad

Por Claudia Pacheco Ocampo

México, 3 Oct (Notimex).- Hace 30 años, Zemmoa nació siendo varón, pero con el tiempo su imagen se fue transformando hasta lucir como mujer: su cabello es rubio, sus labios resaltan en color carmín, lo mismo que las uñas de sus manos y usa zapatos de tacón.

“Lo más difícil no fue aceptar quien soy, sino que la gente confiara en mí”, declaró la cantante al confesar que debido a su polémica imagen ha sido víctima de discriminación, pero no sólo por parte de la sociedad, también de sus padres.

“La discriminación más fuerte y dolorosa viene desde el núcleo familiar. Al principio, mi familia no estaba convencida de mí, pero con el tiempo, con mi trabajo, con mi forma de ser y al asumir mis responsabilidades, los convencí”, dijo a Notimex la intérprete de “Fashion Victims”.

“Les abrí la mente, me aceptaron y me integraron a su vida, lo mismo que mi círculo de amigos, a quienes les digo que sin importar que seamos LGBTTTI (Lésbico, gay, bisexual, transexual, travesti, transgénero e intersexual) o quimera, todos tenemos el reto de amarnos a nosotros mismos”.

Cuando Zemmoa camina por la calle, le lanzan infinidad de palabras. Algunas son ofensivas y muy pocas de halago, pero ella prefiere seguir adelante y no tomarse nada personal.

“En cierto modo, todos sufrimos de discriminación, pero no me angustio por eso. Sé que mi personaje y mi forma de expresión son polémicos. A muchos, a lo mejor les doy miedo, pero cuando se ganan mi corazón, saben que va por mí y por todos mis amigos”.

Hace 10 años que la cantautora, pianista, productora, cineasta, modelo y diseñadora de joyería inició su carrera en la música.

“Al principio me costaba trabajo conquistar a los productores porque no tenía rolas ni videos hechos y conforme fui logrando mi trabajo, me empezaron a tomar en serio; sobre todo porque si bien mi personaje genera polémica, también transmite prosperidad y futuro, no sé cómo explicarlo”.

Reveló que los ejecutivos de disqueras “me mandaron a volar, pero mi tenacidad y mi espíritu de lucha siguieron de pie hasta crear mi propia disquera, porque siempre hay que tener un plan B, siempre se debe buscar la otra puerta y tocar hasta que se abra”.

De ahí que en su brazo izquierdo tiene tatuadas las letras NNVV, que significan “Nada Nos Va a Vencer”, frase con la que busca motivar a sus fans.

En lo que refiere a las preferencias sexuales, consideró que mucha gente ignora el tema, pero confió en que pronto adquirirán ese conocimiento.

“Al final ellos son una minoría, tan sólo un millón, mientras que nosotros somos millones de habitantes en México. Creo que se debe tener un espíritu positivo. En Rusia, las cosas están peor. Aquí, por lo menos los LGBTTTI podemos hacer marchas para celebrar nuestros derechos y hasta nos podemos casar”, señaló.

México, subrayó, “es un lugar maravilloso, en él hay de todo y para todos. Creo que en materia de aceptar la diversidad sexual hemos avanzado y evolucionado. El mundo cambia y nosotros junto con él. Se deben ver las cosas con humor porque hay que compartir amor y respetar”.

No se trata, apuntó, “de ser rebelde con ellos e írmelos a madre…, no tiene caso. Sí les está costando trabajo, pero ya lo entenderán.

Mientras tanto, procuro que mi núcleo esté lleno de amor porque la Marcha por la familia (en contra del matrimonio gay), por ejemplo, lo único que hace es que resalte más el tema para que haya más aceptación y más amor”.

Opinó que al Frente Orgullo Nacional todo le está saliendo al revés porque con la Marcha Nacional por la Familia, el pasado 24 de septiembre, la gente se prendió más.

“Todavía hay gente muy atrasada a entendernos y a respetarnos. Es como cuando vienes manejando y te toca un conductor histérico pero no tienes problema y le cedes el paso. Y es que así hay que tomarse la vida, hay que ver el vaso medio lleno, pero no medio vacío, hay que contribuir”.

Zemmoa señaló que la gente se queja del gobierno del país, pero no hace nada por pulirse, por lucir impecable.

“Me siento triste cuando la gente es ignorante, pero no me lo tomo personal, pese a los rechazos que cada vez suelen ser más intensos, yo no pierdo la esperanza de que todo estará bien”, concluyó.

También podría gustarte