Universidad y productores crean modelo de extensión rural en Jalisco

Guadalajara, 18 Jul (Notimex).- El Centro Universitario de Ciencias Biológicas y Agropecuarias (CUCBA), organizaciones de productores, y los ayuntamientos de Poncitlán y San Martín Hidalgo, trabajan en la creación de un modelo de extensión rural que permita transferir conocimientos a quienes se relacionan con el campo jalisciense.

El rector del CUCBA, Carlos Beas Zárate, dijo que hoy se pusieron en marcha los trabajos operativos del Centro de Extensionismo Rural Universitario de ese plantel, donde representantes de tales instancias analizan la situación del extensionismo en México y participan con propuestas para crear una estrategia.

El director de la División de Ciencias Agronómicas del CUCBA, Salvador Mena Munguía, anunció un curso, a efectuarse por cuatro días en el CUCBA.

Ahí especialistas del Colegio de Postgraduados en Ciencias Agrícolas, así como del Colegio de Tlaxcala, con experiencia en modelos de extensión rural en México, Francia, Rusia y Centroamérica, comparten conocimientos con técnicos universitarios.

“Se trata de homogeneizar los puntos de vista de quienes ya realizan extensionismo rural universitario en tres áreas: capacitación, asistencia técnica y transferencia tecnológica”.

Consideró que México requiere tales servicios “para un gran núcleo de productores de bajos recursos”.

Indicó que esperan el apoyo de Sagarpa y Secretaría de Desarrollo Rural (Seder) Jalisco mediante programas con los que han trabajado juntos: Arráigate o Extensionismo Rural Universitario.

“Vamos a tener buen respaldo, así lo ha manifestado tanto el delegado de Sagarpa como el secretario de Desarrollo Rural de Jalisco”, puntualizó.

Por su parte el jefe del Departamento de Desarrollo Rural Sustentable del CUCBA, Fernando López Alcocer, expresó que con este esfuerzo pretenden tener una herramienta de vinculación efectiva.

“Los campesinos tienen sus sistemas de producción y sus organizaciones, las instituciones de apoyo al sector el recurso, la UdeG tiene conocimientos, entonces, si juntamos esos elementos, se van a ver reflejados en el campo”, afirmó.

Señaló que este primer curso “es la punta de lanza para realizar otras capacitaciones dirigidas a productores, mujeres campesinas, familias, organizaciones, empresarios; trabajo que será efectuado de manera periódica y con los recursos con los que se cuente”.