Sismo de 6.2 grados sacude islas indonesias de Lombok y Bali

Yakarta, 9 Jun (Notimex).- Un fuerte sismo de 6.2 grados de magnitud en la escala de Richter sacudió hoy las islas indonesias de Lombok y Bali sin que se reporten víctimas o graves daños materiales, y sin que se emitiera la alerta sobre un posible tsunami.

El temblor se registró a las 12:13 horas locales (04:13 GMT) y su epicentro fue ubicado a 29 kilómetros de profundidad del océano Índico, unos 300 kilómetros al sur de la isla de Lombok, frente a las costas de las pequeñas islas de la Sonda, al sur del archipiélago indonesio.

El Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés), encargado de monitorear los temblores en todo el mundo, precisó que el movimiento ocurrió frente a las costas de la isla indonesia de Lombok y la isla indonesia de Bali.

El portavoz de la Agencia Nacional de Gestión de Desastres (BNPB, por sus siglas en inglés), Sutopo Nugroho, señaló que el fuerte sismo no dejó víctimas, ni daños materiales de consideración, ya que pese a su magnitud, duró poco.

“El terremoto en Sumbawa occidental y Bali se vivió durante un tiempo de tres a cinco segundos. La gente salió corriendo de sus casas”, destacó Nugroho en un comunicado, según un reporte de la agencia estatal de noticias Antara.

El movimiento se centró en una profundidad de 10 kilómetros en el mar, 286 kilómetros al suroeste de Sumbawa occidental o 308 kilómetros al sureste de Klungkung, en la isla de Bali, abundó el funcionario indonesios en su declaración.

“No hubo alerta de tsunami como consecuencia del terremoto. Impactos moderados se sintieron también en East Lombok”, destacó Nugroho.

Hace justo una semana, un fuerte sismo de 6.5 grados Richter sacudió la isla indonesia de Sumatra causando lesiones al menos a 16 personas, daños graves a decenas de casas y a un hospital, además de un sinnúmero de casos de crisis nerviosas.

El archipiélago indonesio se encuentra dentro del llamado Cinturón de Fuego del Pacífico o Anillo de Fuego del Pacífico, situado en las costas del océano Pacífico y caracterizado por registrar una intensa actividad sísmica y volcánica.

En 2004, la provincia de Aceh, en la punta de la isla de Sumatra, fue devastada por un tsunami desencadenado por el terremoto de 9.1 grados, que mató a más de 170 mil personas en Indonesia y decenas de miles más en otros países vecinos.