Resultados de encuestas electorales en Brasil, hoy 30 de septiembre de 2014

Dilma Rousseff, presidenta de Brasil

La presidenta Dilma Rousseff es la favorita a ganar. Foto: AP.

El sondeo, realizado por el instituto Datafolha, señala que Rousseff, candidata del Partido de los Trabajadores (PT, izquierda), obtendría el 40 por ciento de los votos en el primer turno de la elección.

Marina Silva, candidata del Partido Socialista Brasileñó (PSB) y gran rival de Rousseff, sigue perdiendo apoyos y obtendría el 25 por ciento de los sufragios, dos puntos menos que en la última encuesta, realizada hace tres días.

La gran novedad en Brasil es probablemente que todo está ahora por decidir, excepto quién lidera la contienda por ser el nuevo jefe de Estado desde el 1 de enero de 2015.

Ello porque el candidato de centroderecha Aécio Neves, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), entró de lleno en la contienda con 20 por ciento de intención de voto y podría disputar con Silva el segundo puesto para entrar a la segunda ronda.

“Estos datos confirman la disputa por entrar en el segundo turno entre Silva y Neves, que hasta ahora no estaba presente”, explicó el director general de Datafolha y uno de los grandes expertos en procesos electorales brasileños, Mauro Paulino.

En un eventual segundo turno entre Rousseff y Silva, la segunda ganaría la elección con 49 por ciento de los votos por 41 por ciento la segunda, según Datafolha.

La encuesta se realizó el 29 y 30 de septiembre con una muestra de siete mil 520 electores en 311 municipios, y tiene un margen de error de dos puntos porcentuales.

Pese a liderar con amplia ventaja durante semanas las encuestas, politólogos y expertos señalan el desgaste de Marina Silva frente al electorado como consecuencia de la campaña de críticas por parte del PT y de Rousseff, así como por la falta de alianzas con otros partidos políticos minoritarios.

El partido gobernante en Brasil, muy criticado por los escándalos de corrupción en la empresa estatal Petrobras y por el mal curso de la economía, que se encuentra en “recesión técnica” y no tiene perspectivas de mejora a corto plazo, se esforzó por señalar a Silva como una política inexperta y llena de contradicciones.

Vista con recelo por las élites económicas y empresariales del país, pero adorada por las clases más populares, Rousseff es ahora la candidata con más opciones para ganar la elección.

Su avance en las encuestas, sin embargo, tuvo como consecuencia el desplome de la principal bolsa de valores, la de Sao Paulo (Bovespa), que cayó en septiembre 11.7 por ciento y cerró hoy su peor mes en dos años.