Renuncia presidente de la Cámara de Diputados de Brasil, Eduardo Cunha

Eduardo Cunha

Este jueves el presidente suspendido de la Cámara de Diputados de BrasilEduardo Cunha, a renunció al puesto, aunque no a su puesto como diputado.

Al respecto, Cunha destacó durante una rueda de prensa que “solamente mi renuncia puede ayudar a estabilizar la Cámara”.

Con esta renuncia, la Cámara Baja deberá realizar ahora nuevas elecciones para elegir a su presidente, actualmente en manos de forma interina por el diputado Maranhao, quien es rechazado por la gran mayoría de los integrantes.

Eduardo Cunha fue el responsable de iniciar en diciembre pasado el proceso de destitución de la presidenta brasileña (Impeachment ), Dilma Rousseff, de quien es un declarado enemigo, por supuestas irregularidades fiscales.

Sin embargo, medios locales refieren que el legislador también puede perder próximamente su escaño como diputado en un proceso abierto por el órgano legislativo, en el que se le acusa de supuesta corrupción en el caso de la empresa estatal Petróleo Brasileño Sociedad Anónima (Petrobras) y por el que está apartado de su puesto desde mayo pasado.

Pese a las denuncias que pesan en su contra, el legislador, miembro del Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB),  aseguró que “tengo la conciencia tranquila“, porque “contribuí a que el país esté mejor y a librarlo de un gobierno criminal”, que “hundió en el caos a la sociedad brasileña”.