Refuerzan medidas de seguridad en el Coliseo y el Vaticano ante posibles ataques terroristas

 

Vaticano seguridad

Las fuerzas de seguridad italianas reforzaron el operativo de protección en torno al Coliseo, la Plaza de San Pedro del Vaticano y otras zonas de esta capital como parte del plan antiterrorista, tras la ola de ataques en ciudades europeas.

De acuerdo con un informe de la Prefectura de Roma, la medida firmada por el alcalde Nicolo D’Angelo, se extendió además a santuarios y templos, así como otros objetivos sensibles como la transitada avenida del Corso y centros comerciales ubicados en las periferias.

La principal novedad es que las medidas de protección incluyen ahora espacios ubicados fuera del anillo del centro histórico y, por lo tanto, prácticamente no frecuentados por los turistas.

En las últimas horas, con una serie de revisiones nocturnas, los agentes policiales tomaron contacto con los directores de los centros comerciales más importantes de la ciudad para estudiar las posibles vías de evacuación en caso de atentado y prepararse para enfrentar eventuales estados de crisis.

El plan de reforzamiento incluye más presencia de agentes en la avenida de los Foros Imperiales, que une la Plaza Venecia con el Coliseo, y que en estas semanas de verano es convertida en peatonal.

Algo similar ocurre en la avenida de la Conciliación, que une San Pedro con el Río Tíber. El área de máxima vigilancia de la zona se extendió hasta los Museos Vaticanos, que en estos días reciben numerosos turistas.

Al menos 800 uniformados y carabinieri protegen cada noche las zonas con mayor afluencia de visitantes como los barrios del Trastevere, Campo de Fiori y el Pigneto.

Estos controles adicionales de seguridad  deberán garantizar “la máxima seguridad”, señaló la Policía.

También podría gustarte