Reforma electoral de 2014, pasó de sistema federalista a unitario

México, 29 Ago (Notimex).- El magistrado Flavio Galván, de la Sala Superior del TEPJF, consideró que la reforma político-electoral 2014 que dio paso a la creación del INE, fue más allá de un simple cambio de letras, pues se trató de un cambio de sistema, de uno federal a uno unitario.

Durante la conferencia magistral que dictó en el marco del Congreso Nacional de Magistradas y Magistrados Electorales, se refirió al asunto del estado de Durango, en la que el Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE), designó a funcionarios del órgano local.

Ello, luego de los conflictos internos que derivaron en la renuncia de cinco funcionarios del órgano electoral y con miras a llevar a “buen puerto” la contienda local que se celebró el 5 de junio.

“Pero estas reglas ya no son sólo para el estado de Durango sino para todos los institutos electorales de los estados”, advirtió Galván Rivera en la sede de la Unidad de Posgrado de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

En su opinión “la institución del INE no es un cambio de letras, no fue un cambio del Instituto Federal Electoral (IFE) a INE, fue un cambio de sistema, de un sistema federal a un sistema unitario, a un sistema centralista y esto lo estamos viendo y viviendo”.

Cuestionó que el INE y el Senado de la República designen a los consejeros electorales de las 32 entidades federativas y los magistrados de los tribunales electorales, respectivamente.

El magistrado que dejará su cargo en noviembre próximo junto con sus pares Constancio Carrasco, presidente; María del Carmen Alanis, Pedro Esteban Penagos, Salvador Olimpo Nava Gomar y Manuel González Oropeza, dijo que “la reforma de 2013 -publicada en 2014-, a la Constitución, es una reforma inconstitucional”.

Ello, explicó, “porque nos ha llevado a donde estamos en este momento y si seguimos (…) en materia electoral no vemos un paso adelante en esta destrucción del sistema federal mexicano”.

Galván recordó el contenido del Artículo 39 constitucional que establece que “el pueblo tiene en todo tiempo el derecho de alterar o modificar la forma de su gobierno”.

Al inicio de su conferencia, se refirió a la cercanía y relación de amistad con sus pares en los estados, cuando durante una década se desempeñó como secretario general de acuerdos.

Narró que el 17 de mayo de 2013 en Culiacán, Sinaloa, a los dos días de que se presentó la propuesta -no la iniciativa-, de reforma político-electoral que se formaliza en 2014, advirtió que ésta representaba un “atentado al federalismo”.

“No es un tema nuevo, no es un tema que quiera abordar ahora que me voy del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), para ver si encuentro apoyo en los tribunales locales, siempre han sido mis amigos”, acotó.

Dijo que incluso en septiembre de 2011, en Guadalajara, Jalisco, también abordó el tema de federalismo electoral mexicano, institutos y tribunales locales y federales; entonces, “es un tema que he venido trabajando desde hace mucho tiempo”, expuso.

Se dijo convencido de sus convicciones. “No voy como las veletas de acuerdo a lo que el tiempo oficial determine o a lo que la política oficial instruya que se tenga que hacer”.

“He tenido toda la vida libertad de expresión, nunca he supeditado un trabajo, por extraordinariamente bien pagado que sea, como es el de magistrado de Sala Superior para revelar mis verdades. Las he dicho en todas partes y más aún, en una universidad que fue la que me permitió hacer un cambio social que es la UNAM”, aseguró.

También podría gustarte