Polémica en Guatemala por participación extranjera en reformas

Guatemala, 9 Jul (Notimex).- Las reformas constitucionales en materia de justicia en Guatemala generaron una nueva polémica por señalamientos de interferencia extranjera en asuntos de exclusiva competencia de los guatemaltecos.

Los organismos Ejecutivo, Judicial y Legislativo convocaron en abril pasado a un diálogo nacional para debatir sobre las reformas constitucionales del sector Justicia, cuya propuesta se estima estará lista en septiembre próximo.

Mientras se realizan las mesas de estudio del tema en la capital y diversas regiones del país, representantes de sectores han denunciado una interferencia de entidades extranjeras en las reformas.

Entidades como la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), dependencia de las Naciones Unidas que colabora con el Ministerio Público en el combate al crimen organizado, y el Alto Comisionado para los Derechos Humanos, fueron acusadas de intervenir en asuntos de los guatemaltecos.

El titular de la CICIG, el ex fiscal colombiano Iván Velásquez, dijo al respecto que la soberanía no resultaba tan relevante como lograr una reforma constitucional que beneficie de manera significativa a los guatemaltecos.

La declaración del jefe de la CICIG generó nuevas críticas de sectores conservadores del país que habían denunciado un protagonismo de funcionarios del Sistema de Naciones Unidas en las mesas de diálogo sobre las reformas.

La empresarial Cámara del Agro pidió “transparencia y rigurosidad técnica” en el proceso de diálogo nacional para las reformas a la Constitución del sector Justicia.

“Preocupa la participación de algunos representantes de organismos internacionales que se supone participan como observadores y que a nuestro criterio están excediendo ese rol”, se indicó en un foro de los empresarios del agro sobre las reformas en materia de justicia.

Hasta el expresidente Otto Pérez Molina, en prisión provisional por corrupción, en un receso de una diligencia judicial, lamentó la interferencia extranjera en la discusión de las reformas.

El exmandatario, que renunció y fue detenido el pasado tres de septiembre por un caso de corrupción que investigó la CICIG, acusó al colombiano Velásquez y al Alto Comisionado de Derechos Humanos de intervenir en asuntos de competencia de los guatemaltecos.

“Debemos tener cuidado porque las reformas constitucionales no son las que nos tienen que venir a hacer los extranjeros”, aseveró el ex presidente, quien reiteró que a los funcionarios internacionales no les corresponde participar en las reformas que se impulsan en materia de justicia.

La CICIG forma parte de la secretaría técnica del proceso de diálogo nacional sobre las reformas constitucionales en materia de justicia, que integran además el Ministerio Público y la Procuraduría de Derechos Humanos (PDH).

Jorge de León, titular de la PDH -institución que presentará al Congreso las propuestas de reforma- rechazó los señalamientos y afirmó que el proceso es encabezado por el Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

El presidente de Guatemala, Jimmy Morales, y los titulares del Congreso, Mario Taracena, y del Organismo Judicial, Ranulfo Rojas, entre otras autoridades, anunciaron el pasado 25 de abril la convocatoria al diálogo sobre las reformas.

El “Diálogo Nacional: Hacia la Reforma de la Justicia” tiene el objetivo de promover la discusión, aprobación e implementación de reformas constitucionales y legales”.

El diálogo busca propiciar reformas al “sistema de justicia que contribuyan a la lucha contra la impunidad y la corrupción, garantizando la independencia judicial y el fortalecimiento de la institucionalidad”.

También podría gustarte