Parlamento italiano aprueba reforma laboral de Mario Monti

Primer ministro de Italia, Mario Monti

La iniciativa de ley fue aprobada con 393 votos a favor, 74 en contra y 46 abstenciones, aunque 87 diputados del conservador Partido del Pueblo de la Libertad (PDL), que en teoría sostiene al gobierno de Monti (al lado de otras formaciones), no sufragaron.

El “gobierno de emergencia” pidió cuatro mociones de confianza para acelerar la aprobación, pues a través de ese mecanismo se elimina el debate parlamentario, aunque se corre el riesgo de que el ejecutivo deba renunciar en caso de no recibir el visto bueno.

Sin embargo, Monti se reunió previamente con los líderes del PDL, del centroizquierdista Partido Democrático (PD) y de la Unión Demócrata de Centro (UDC), que apoyan parlamentariamente a su ejecutivo, para solicitar su voto crucial.

El secretario general del PDL, Angelino Alfano dijo que esa formación política “discrepaba” de la reforma laboral, aunque la apoyaría “por última vez”.

Por su parte, el ex primer ministro Silvio Berlusconi, que debió renunciar en noviembre pasado acosado por los mercados, dijo que el gobierno de su sucesor “carece totalmente de determinación”.

Además, anunció su eventual retorno a la política en un futuro ejecutivo que podría estar guiado por Alfano.

La reforma laboral prevé aumentar la edad de la jubilación, modificaciones al artículo 18 del Estatuto de los Trabajadores (que tutela contra los despidos injustificados) y desalentar el uso de contratos temporales, entre otras medidas.

Durante la votación cientos de personas convocadas por los sindicatos se manifestaron a las afueras del Parlamento contra la reforma.