“Paraíso en Auschwitz” busca reivindicar labor de Fredy Hirsch

* Se trata de un héroe del Holocausto, cuya historia fue borrada por ser homosexual

México, 26 May (Notimex).- Con el objetivo de reivindicar la labor que realizó el judeo-alemán Fredy Hirsch, el cineasta Aarón Cohen realizó el documental “Paraíso en Auschwitz”, para el que recabó a lo largo de dos años un total de 13 testimonios de sobrevivientes judíos del Holocausto para dar cuenta de cómo este personaje compartió con ellos conocimiento y diversión.

En entrevista con Notimex, el director detalló que la historia de Hirsch debe ser dada a conocer porque por mucho tiempo estuvo oculta por los representantes del gobierno de Checoslovaquia por su condición gay, además de que ha sido acusado de suicida y de colaborar con los nazis.

No obstante, dijo, lo que hizo fue increíble, acercó a los niños, hombres y mujeres, al arte y la cultura. “El fue un héroe desde Praga y cuando llega a Checoslovaquia y luego a Auschwitz se enfrenta a los peores jerarcas para alejar a los niños de las atrocidades que ahí se vivían”, anotó.

Agregó que se dio a la tarea de construir dos barracas para que los niños pasaran el día ahí, aprendiendo música, poesía, drama, latín y matemáticas, cuando la educación estaba prohibida para ellos.

La historia tiene que saber quién era porque no es justo que sólo exista una pequeña placa en su honor en el patio de los niños del Museo de Terezín y que su historia que debió nacer en República Checa, quede en el olvido.

El cineasta recordó que en febrero pasado se conmemoró el centenario de su natalicio en Alemania, donde se dieron cita varios de los sobrevivientes que lo conocieron y ahí “se reconoció públicamente quién era Fredy Hirsch”.

Destacó que durante la filmación de los testimonios, muchos de ellos vuelven a ser niños cuando platican sobre Hirsch; “se les ilumina el rostro y lo recuerdan como algo agradable pese a todo el infierno vivido”, apuntó.

Y es que, dijo Cohen, él tocó sus vidas y gracias a él pudieron salir adelante después de la Guerra, sobrevivir y destacar en la escena de las artes a nivel internacional.

Por eso, añadió, hay quienes desean con todo ímpetu reivindicar la imagen de Fredy, porque está borrado de la historia y del campo familiar por su condición de homosexual.

Al tomar la palabra, la productora Esther Cohen sostuvo que hacer este material era necesario porque no se podían perder estos testimonios y que muchas de las personas que en él participan tienen entre 86 y 90 años de edad, y por si eso fuera poco algunos están enfermos o ya no pueden hablar.

“Para nosotros era muy importante hacerlo, porque queremos transmitir un mensaje de esperanza, residencia y humanidad a las nuevas generaciones”.

Aunque reconoce que la historia es poco conocida incluso por los estudiosos del tema del Holocausto, la productora mencionó que para el rodaje de la cinta tuvieron un marco teórico, el cual se nutrió de información gracias a entrevistas con catedráticos e investigadores de museos.

“No es una historia contada por un guionista sino a viva voz, en diferentes tiempos y espacios, por eso esperamos llegar al público”, comentó.

“Paraíso en Auschwitz”, que ya se ha exhibido en República Checa y México, planea tener una corrida por festivales, entre ellos Cannes y Berlín, pero antes, a finales de junio, tendrá proyección en este país en el marco del festival de Cine Judio.

Además, la productora señaló que ya buscan una distribuidora para que se presente por todo el mundo. “Creemos que es un momento importante en la historia de la humanidad y que se están dando muchas coyunturas, como la aceptación de la comunidad gay, una cuestión, y esperamos que su vigencia la acerque con el público”, concluyó.

También podría gustarte