Papa Francisco sale de El Vaticano sin escolta

Papa Francisco

El papa Francisco sorprendió al pedirle a su chofer salir del Vaticano sin escolta para visitar la sede de la Pontificia Comisión para América Latina (CAL), en un gesto calificado en un relato oficial como una travesura nunca antes cometida.

Soy el papa; no te preocupes, que estamos en las manos de Dios“, le dijo el papa Francisco a su chofer. El hombre cumplió las órdenes y condujo el vehículo.

Una de las empleadas de la CAL acudió a abrir la puerta y se quedó pasmada al ver parado ante si al papa Francisco. ¡Buenos días! ¿Puedo pasar?, preguntó el Papa. ¡Santo padre!. ¡Qué increíble sorpresa!, respondió ella totalmente conmocionada.

A la llegada del papa, los dos sacerdotes y las mujeres que prestan servicio allí sostenían una reunión con el secretario, Guzmán Carriquiry, uruguayo y amigo del Papa. Entonces llegó otra de las empleadas a toda velocidad y los interrumpió: ¡el santo padre!. ¡Rápido, el santo padre!.

Apenas tuvieron tiempo para reaccionar cuando se escuchó la voz del insólito huésped acercarse por el pasillo. Entonces Carriquiry salió a dar la bienvenida a la puerta de su despacho, mientras el papa Francisco lo interrumpió con una pregunta: Buenos días, ¿tienes tiempo para conversar un poquito?.

Ambos dialogaron por varios minutos en privado, mientras afuera los trabajadores todavía estaban azorados por la increíble situación. Le preguntaron entonces al chofer qué había ocurrido, y él les dio algunos detalles.

 

También podría gustarte