Países condenan destitución de Dilma Rousseff en el seno de la OEA

Destitución de Dilma Rousseff

Un grupo de países pertenecientes a la Organización de Estados Americanos (OEA)  calificaron la destitución de Dilma Roudsseff como un golpe de Estado parlamentario, durante la Asamblea Permanente de este miércoles.

Brasil “hoy nos muestra que la democracia, a pesar de las fortalezas que tiene, siempre estará frente a los desafíos siniestros de la oscura historia antidemocrática”, acusó el embajador de Bolivia ante la OEA, Diego Pary, quien se solidarizó con Rousseff.

“La legitimidad sólo es entregada por el voto del pueblo, y la decisión popular no puede ser desconocida con artimañas antidemocráticas”, indicó Pary, quien caracterizó la decisión del senado brasileño contra Rousseff como un retroceso democrático.

Por su parte, el embajador ecuatoriano ante la OEA, Marco Vinicio Albuja, condenó a su vez la destitución de quien calificó como la “legítima depositaria del poder popular”.

Durante su intervención,  el representante alterno de Nicaragua, Luís Exequiel Alvarado Ramírez, señaló que la destitución de Dilma Rousseff, concretada este miércoles, demuestra que “las fuerzas regresivas del hemisferio siguen trabajando con el objetivo de desestabilizar y provocar golpes de Estado en contra de los gobiernos progresistas de la nación”, indicó.

También podría gustarte