ONU pide ayuda para civiles que huyen de violencia en Sudán del Sur

Ginebra, 12 Jul (Notimex).- Agencias de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) abogaron hoy por la seguridad de las miles de personas que huyen de los violentos enfrentamientos en Juba, capital de Sudán del Sur, que han dejado más de 300 muertos.

La Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) pidió este martes fronteras abiertas ante el flujo de desplazados sursudaneses, que según la Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) serían hasta 36 mil personas.

El portavoz del ACNUR, Leo Dobbs, llamó a las fuerzas del presidente sursudanés Salva Kiir y a las tropas leales al primer vicepresidente Riek Machar, que combaten en Juba desde el pasado jueves, a garantizar el paso seguro a los civiles que huyen de los enfrentamientos.

Instó también a los países vecinos a mantener sus fronteras abiertas y permitir el ingreso de las personas que escapan de la violencia en Sudán del Sur, y solicitan asilo.

“Nosotros, al igual que el Consejo de Seguridad de la ONU y muchos otros, condenamos la violencia en Juba, pero damos la bienvenida a los esfuerzos de (los líderes de) ambas partes por implementar un alto al fuego y confiamos en que se mantenga”, declaró el vocero.

En rueda de prensa, Dobbs refirió que la oficina del ACNUR en la capital sursudanesa ha informado de una noche de tensión en las calles de la ciudad, sin que se tengan reportes de un mayor desplazamiento de pobladores.

Señaló que dentro del país unas siete mil personas han buscado refugio en las bases de la ONU en Juba, donde se les proporciona alimento, refugio, agua y saneamiento, pero más gente podría llegar a esos lugares si la seguridad continúa mala o si empeora.

Las preocupaciones también incluyen a los sursudaneses que permanecen en la ciudad, pues podrían enfrentar dificultades para obtener alimentos y agua, indicó.

Afirmó además que algunas fronteras se han visto afectadas como el cruce entre Uganda y Sudán del Sur, donde la seguridad se ha reforzado y conducido a una disminución significativa de los desplazados que buscan entrar a ese país.

De acuerdo con datos proporcionados por el ACNUR en un comunicado, 95 personas cruzaron el pasado sábado hacia Uganda y el domingo el número cayó a sólo 35, muy por debajo del promedio diario de 171 en junio pasado.

En ese sentido, la OCHA reportó este martes que los combates entre los grupos militares rivales han provocado el desplazamiento de unas 36 mil personas y advirtió que la cifra podría aumentar debido a la inestabilidad de la situación.

La portavoz de la OCHA, Vanessa Huguenin, declaró que estas personas -en su mayoría niños y mujeres- han huido de los enfrentamientos y acudido a los refugios de la ONU en la misma Juba, por lo que destacó la importancia de que se permita a los civiles moverse libremente.

Pidió también a las partes en conflicto acceso inmediato, sin obstáculos y seguro para las personas que necesitan ayuda, ya que la situación humanitaria podría agravarse, advirtió.

Los enfrentamientos entre los grupos rivales comenzaron el pasado jueves y, aunque el presidente Kiir declaró la víspera un alto al fuego en la capital del país, existen temores a que regrese la guerra civil al país más joven del mundo.

La comunidad internacional y el Consejo de Seguridad de la ONU han llamado a la partes a la calma.

También podría gustarte