Lanzan iniciativa para que pediatras sean promotores de la lectura

* Comprometen a especialistas del Sector Salud a “recetar” libros a infantes

México, 15 Jun (Notimex).- El Consejo Nacional de la Comunicación y cuatro organismos dedicados a la atención pediátrica en México lanzaron esta tarde la iniciativa “Leer para estar bien”, cuya finalidad es que médicos pediatras se conviertan en promotores de la lectura.

Al terminar su consulta, los doctores “recetarán” a niños y niñas la lectura de diversos libros existentes en las bibliotecas públicas, informaron los organizadores en conferencia de prensa.

El compromiso fue firmado por Pedro Egea, del Consejo Nacional de la Comunicación; Gilberto Alonso Rivera, a nombre de la Confederación Nacional de Pediatría, y María de la Luz Iracheta, de la Asociación Mexicana de Pediatría.

También fue signado por Arturo Perea, de la Academia Mexicana de Pediatría, y Miguel Correa, de la Sociedad Mexicana de Pediatría, quienes dejaron ver su compromiso por impulsar el fomento a la cultura de la lectura entre la niñez mexicana.

Los involucrados consideran que el desarrollo de la habilidad lectora es uno de los elementos que permiten y facilitan el aprendizaje y que, a través de la lectura, se mejora la calidad de vida, se eleva la productividad y se forjan los mejores ciudadanos.

Las instituciones señaladas firmaron la carta compromiso con la finalidad de impulsar un movimiento social para generar conciencia en el Sector Salud sobre la importancia del hábito de la lectura en la niñez mexicana, a través de la labor de los médicos pediatras.

Las instituciones comprometen a los pediatras a participar activamente en la campaña hasta convertirlos en promotores de la lectura y a crear espacios de lectura dentro de congresos, convenciones y foros del Sector Salud.

Coincidieron que los pediatras tienen ante sí una oportunidad única, pues según la Encuesta Nacional de lectura y Escritura 2015 en México cada persona leen 5.3 libros cada año.

En México existen 11 mil pediatras, cada uno con alrededor de siete mil 200 consultas al año, lo que da un promedio de más de 25 por día. Los chicos van acompañados, generalmente, por su madre, y se espera que ambos vayan a leer a la biblioteca de su colonia o comunidad.

También podría gustarte