Intenta golpista en Turquía fue planeada desde el exterior: Erdogan

Ankara, 2 Ago (Notimex).- El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, afirmó que el intento de golpe de Estado del 15 de julio pasado fue planeado en el exterior y reiteró que el autor intelectual fue el predicador Fethullah de Gülen, exiliado en Estados Unidos.

En una reunión, en el complejo presidencial de Ankara, con representantes de compañías internacional que invierten en Turquía, Erdogan acusó a los países occidentales de apoyar a los golpistas y al terrorismo, según reporte de la agencia informativa Anadolu.

“Este golpe no fue sólo un evento planeado desde el interior. Los actores actuaron, según un guión que fue escrito desde el extranjero”, afirmó el mandatario, tras reiterar que el predicador de Gülen es el autor intelectual de la asonada, que causó más de 230 muertos.

Erdogan aseguró que países occidentales apoyaron a los “estafadores” que el mes pasado intentaron tomar el poder en Turquía, el cual según el ministro turco de Comercio, Bülent Tüfenkci, ha costado a la economía nacional pérdidas por unos 100 mil millones de dólares.

“Desafortunadamente, Occidente apoya el terrorismo y se coloca al lado de los estafadores”, indicó el jefe de Estado, en respuesta a las críticas de los países europeos y Estados Unidos sobre la purga que se realiza en el país tras la intentona golpista.

Aproximadamente más de 13 mil miembros de las fuerzas armadas, la Policía, el poder Judicial y funcionarios públicos han sido detenidos desde el golpe fallido, mientras que decenas de miles más han sido despedidos o suspendidos temporalmente de sus puestos de trabajo.

Este martes, las autoridades turcas han emitido órdenes de arresto contra 100 empleados del principal hospital militar de Ankara, vinculados con la Organización Terrorista Fethullah (FETÖ) del clérigo de Gülen, quien insistió debe ser extraditado por Estados Unidos.

“¿Cómo es posible, que siendo socios estratégicos, continúen escondiéndolo y protegiéndolo?”, afirmó Erdogan, refiriéndose a la indiferencia mostrada por Washington para entregar a las autoridades al clérigo de Güllen.

El clérigo expatriado en Estados Unidos desde 2009 es acusado por las autoridades turcas de llevar a cabo una larga campaña para derrocar al gobierno a través de sus seguidores, particularmente dentro del Ejército, la Policía y el poder Judicial de Turquía.

El presidente turco aseguró que los inversionistas internacionales presente en la sede de la presidencia que la economía de su país es estable, aun cuando se decidió establecer un estado de emergencia de tres meses después del fallido golpe de estado del mes pasado.

“No se preocupen, Turquía, es un país seguro, Nunca tomamos medidas para lastimar o dañar a los inversores. Personalmente evito esto”, destacó y agregó que “No hay ninguna intervención en la economía debido a la emergencia”.

Turquía declaró el estado de emergencia el 20 de julio pasado, cinco días después de que un grupo de oficiales militares allanó la oficina de la emisora pública TRT de la ciudad turca de Estambul y anunció tener el control del país, mientras que otros tomaban los edificios públicos.

La asonada militar concluyó en menos de 24 horas, luego de que miles de personas salieron a las calles para expresarse en contra del golpe de Estado, respondiendo al llamado del presidente Erdogan, de defender la democracia.

También podría gustarte