Conoce la historia de Gavel, el perro policía que fue despedido por ser amigable

Vive en la casa del gobernador

En una historia por demás conmovedora, un pastor alemán llamado Gavel fue elegido por las fuerzas policiales de Queensland, en Australia desde que era un pequeño cachorro para ser un perro policía y estaba “destinado a volverse un activo del Estado y de la comunidad”, sin embargo esto no pudo ser así, ya que es demasiado amigable.

El gobierno de Queensland fue publicando por medio de sus redes sociales la historia de Gavel, pero este no se veía muy feliz con su nuevo trabajo, pero se fue haciendo famoso entre los ciudadanos, ya que en los videos se le veía muy juguetón y tierno, algo que no era lo que se necesitaba precisamente del canino, a pesar de eso se fue haciendo famoso y querido.

Resulta que el pastor alemán tenia una gran linea de pedigrí y que tanto su padre, como su abuelo habían servido al gobierno de Queensland, convirtiéndose en leyendas dentro del departamento policial.

Mientras realizaba su periodo de prueba, en el cual fue nombrado como guardia de la casa del Gobernador, se dieron cuenta que Gavel era demasiado y lindo y que en lugar de proteger el hogar del mandatario, este se acercaba de manera amigable a jugar con todas las personas y se recostaba de panza para que lo acariciaran.

No cabe duda que Gavel no era el indicado para pertenecer en la Academia de Servicio Policial de Queensland, por lo que no quedó otro remedio que “despedirlo” de sus empleo con elemento de seguridad.

Pero esta noticia no fue para nada mala para Gavel, ya que ahora es una clase de “perro mayordomo” y ahora su trabajo es recibir de manera amigable a los visitantes de la casa del Gobernador Paul de Jersey.