Heridos tres diputados durante protesta en Venezuela

Caracas, 9 Jun (Notimex).- Tres diputados opositores resultaron heridos hoy en un enfrentamiento en el Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela, donde reclamaban un referéndum contra el presidente Nicolás Maduro.

El jefe de la bancada opositora en la Asamblea Nacional (AN), Julio Borges, resultó herido en la nariz, y los legisladores Alfonso Marquina y Eudoro González también recibieron diversos golpes.

El incidente se produjo cuando agentes de la fuerza pública que custodian el CNE arremetieron contra una inesperada manifestación que buscaba presionar al órgano electoral.

Ante el CNE se presentaron unos 60 diputados para exigir una fecha para la validación de las firmas de un referéndum contra Maduro.

Con la nariz sangrante, Borges dijo que la intención era exigir una fecha para la validación de un millón 300 mil firmas.

Borges responsabilizó del violento incidente a la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, quien debió anunciar el miércoles la fecha para validar las firmas.

El jefe de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, denunció la “burla” de las rectoras del CNE que intentan retrasar el proceso para que el referéndum no se realice en 2016.

Borges denunció que el jefe militar de la custodia del CNE, Héctor Zavarce, ordenó a los soldados que empujaran a los diputados hacia una zona donde fueron golpeados por grupos violentos afines al gobierno de Maduro.

Borges dijo que el CNE tiene 40 días en mora, pues la validación de las firmas debió realizarse en los cinco días siguientes a su entrega el pasado 2 de mayo, a fin de pasar al siguiente paso del proceso.

“Vinimos en nombre de dos millones de personas que firmaron para el referéndum. Exigimos una respuesta sobre el proceso de validación”, dijo.

El CNE prometió a la coalición opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), que gestiona el referéndum, que el miércoles anunciaría la fecha de la validación de firmas. Sin embargo, todavía se espera el anuncio.

Luego de la validación, la oposición espera recolectar en julio el 20 por ciento del padrón electoral, o casi cuatro millones de firmas, con las que activará la consulta como la realizada en 2004, la cual fue ganada por el entonces presidente Hugo Chávez.