Fondo de Desarrollo Agrícola anuncia mecanismo de apoyo a refugiados

Roma, 19 Sep (Notimex).- El Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) anunció hoy el establecimiento de un nuevo mecanismo de financiación destinado a prestar asistencia a los refugiados, las personas desplazadas y sus comunidades de acogida, a fin de abordar la creciente presión que la afluencia de millones de personas ejerce sobre las zonas rurales.

En un comunicado, el organismo con sede en Roma dijo que el mecanismo se presentará este lunes con un Compromiso para la Acción de la Iniciativa Global Clinton (CGI) durante la reunión anual de esta, que coincide con la celebración de la Cumbre de las Naciones Unidas sobre los Refugiados y los Migrantes en Nueva York.

Indicó que a través del modelo único de la CGI, el FIDA establecerá vínculos y colaborará con asociados internacionales dispuestos a adoptar medidas.

El Fondo para refugiados, migrantes y desplazados forzosos en pro de la estabilidad rural (FARMS) se ha creado para hacer frente a la dimensión rural de la actual crisis derivada de los grandes movimientos de refugiados y personas desplazadas a las zonas rurales de países en desarrollo.

“Si bien el apoyo humanitario, que con frecuencia salva vidas, se necesita urgentemente en los países afectados del Cercano Oriente y África del Norte, la solución a largo plazo para reducir la frecuencia de ese tipo de crisis es promover medidas que equilibren las necesidades de las personas que se han visto desplazadas con las de las comunidades de acogida”, expresó Michel Mordasini, vicepresidente del FIDA.

Según el organismo, el objetivo inicial del FARMS es movilizar 100 millones de dólares. El FIDA ya ha recibido solicitudes de apoyo por valor de 15 millones de dólares de Jordania, Líbano, Sudán y Túnez, además están intentando vincularlas con posibles donantes.

De acuerdo con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), la actual crisis mundial de desplazados forzosos ha afectado a 65 millones de personas en todo el mundo, lo que supone una cifra sin precedentes.

Más de la tercera parte de los desplazados, 22.2 millones, provienen de la región del Cercano Oriente y África del Norte. En un principio, los esfuerzos del FARMS se centrará en los 9.7 millones de personas desplazadas que viven en las zonas rurales de esa región, donde las comunidades luchan para satisfacer sus necesidades básicas.

Solo en Jordania se da acogida a más de 1.4 millones de refugiados sirios, el 90 por ciento de los cuales vive en zonas rurales. En el Líbano, las personas desplazadas constituyen casi el 20 por ciento de la población rural.

“Es necesario reconocer la dimensión rural de la crisis actual. Una gran cantidad de personas desplazadas provienen de zonas rurales y se asientan en zonas rurales de los países de acogida, ejerciendo presión en comunidades que ya de por sí son vulnerables”, afirmó Mordasini.

El FARMS brindará apoyo a las personas que viven en zonas rurales de los países de acogida para que puedan mejorar de manera sostenible la productividad de sus actividades agrícolas, que constituyen su principal base de subsistencia.

Las familias de refugiados también recibirán apoyo a fin de desarrollar aptitudes comerciales y aumentar sus ingresos. Asimismo, se crearán oportunidades económicas en los países de origen de modo que las personas que se marchan tengan la posibilidad de generar ingresos cuando regresen, y los que se quedan puedan reconstruir sus medios de vida.

Con el nuevo fondo se aspira a facilitar la creación de 20 mil puestos de trabajo y un millón de jornales, como mínimo, la ejecución de más de 500 proyectos de infraestructura comunitaria (carreteras, sistemas de riego, mercados, entre otros), la mejora de la gestión de los recursos naturales, la puesta en marcha de una oferta variada de cursos de capacitación y un mejor acceso a los servicios financieros.

También podría gustarte