“Los estadunidenses no estamos tan divididos como parecemos”: Obama

Dallas, 12 Jul (Notimex).- El presidente Barack Obama afirmó hoy aquí, en un homenaje a cinco policías asesinados por un francotirador la semana pasada en Dallas, que “los estadunidenses no estamos tan divididos como parecemos” en cuestiones raciales, políticas y sociales.

El presidente reconoció el dolor por los acontecimientos de la última semana, en la que dos afroamericanos fueron muertos por agentes de la policía en Luisiana y Minnesota, y el ataque en Dallas en los que murieron cinco policías mientras resguardaban una manifestación por esos dos homicidios.

“Sé que los estadunidenses están luchando en este momento con lo que hemos sido testigos durante la semana pasada”, dijo Obama. “Todo esto nos ha dejado heridos y enojados. Las más profundas fallas de nuestra democracia han sido de repente expuestas, tal vez incluso ensanchadas”.

“Los estadunidenses se preguntan si las divisiones raciales en Estados Unidos se podrán arreglar; es difícil no pensar en ocasiones que no se mantendrá el control y que las cosas podrían empeorar”, señaló.

“Pero estoy aquí, en Dallas, para decir que debemos rechazar tal desesperación. Estoy aquí para insistir en que no estamos tan divididos como parece”, afirmó Obama.

El presidente encabezó este día la ceremonia en la que se honró la memoria de los cinco agentes asesinados la noche del pasado jueves, que se realizó en el Meyerson Symphony Center en el centro de Dallas, con la asistencia de los deudos, cientos de policías, funcionarios y políticos, incluido el expresidente George W. Bush.

En el lugar se dejaron cinco asientos vacíos y se colocaron cinco grandes fotografías de los agentes muertos en el ataque.

Obama relató breves historias personales de cada uno de los cinco agentes fallecidos, calificándolos de héroes; hablo de detalles de la vida de Lorne Ahrens, Michael Krol, Michael J. Smith, Brent Thompson y Patrick Zamarripa y describió su dedicación al servicio y sus relaciones con sus esposas e hijos, y sus familias.

“Al igual que los agentes de policía en todo el país, estos hombres y sus familias compartían un compromiso con algo más que ellos mismos”, dijo Obama. Y agregó: “Ellos fueron la defensa de los derechos constitucionales de este país.”

En la ceremonia, a la que asistieron unas dos mil 500 personas, el alcalde de Dallas, Mike Rawlings, dijo que “el alma de nuestra ciudad fue traspasado”, con el incidente del pasado jueves.

Al saludar a los funcionarios congregados, algunos de ellos también alcaldes, cuyas ciudades han sido golpeadas por la violencia, Rawlings dijo: “tenemos una enfermedad común, la violencia en las calles y la amenaza a nuestros uniformados (policías) que luchan contra ella.

“El dolor de Dallas, es el dolor de la nación”, señalo Rawlings al asegurar que esta ciudad nunca olvidará a los agentes que murieron.

El expresidente Bush pidió a los estadunidenses recordar sus valores comunes en lugar de las cosas que les separan.

“Este es el puente entre las divisiones más profundas de la nación”, dijo Bush. “No queremos que la unidad del dolor, ni queremos la unidad de miedo. Queremos la unidad de la esperanza, el afecto y el elevado propósito”.

En el evento, el jefe del Departamento de policía de Dallas, David Brown, recibió una fuerte y prolongada ovación de pie al hablar ante los asistentes.

Brown recordó que cuando era joven y no tenia palabras para hablarle a las muchachas que le gustaba, utilizaba la letras de canciones para hablarles de su amor.

Por ello, en lugar de discurso, el jefe policías uso la letra de una canción “As” de Stevie Wonder para dedicársela a las familias de los cinco agentes muertos.

“Todos sabemos que algunas veces los odios y problemas de la vida, pueden hacerte desear el haber nacido en otra época y en otro espacio. Pero puedes apostar tu vida, dos veces, que Dios sabe donde exactamente deseaba colocarte”, dijo Brown para reconfortar a los familiares de sus agentes caídos en cumplimiento de su deber.

También podría gustarte