Escultura de Indio Triste será protegida en Museo Zacatecano

Zacatecas, 8 Jul (Notimex).- La icónica escultura de cantera del Indio Triste, ya restaurada, será protegida en el Museo Zacatecano, y en la azotea donde se encontraba la original, este viernes fue colocada una réplica.

La pieza original del Indio Triste fue elaborada y colocada durante la primera década del siglo pasado por mandato de un artesano panadero de nombre Ramón Rosales, quien quiso hacer honor no sólo a la calle, sino a su panadería.

Por ello, el comerciante mandó colocar la escultura justo en la azotea de la misma panadería, convirtiéndose así en una escultura histórica de gran relevancia y significado para los zacatecanos.

Rafael Sánchez Preza, titular de la Junta de Protección y Conservación de Monumentos y Zonas Típicas del Estado de Zacatecas, informó que la recolocación de la réplica se hizo en la misma esquina, en el centro histórico, donde estaba la original.

Cabe recordar que el 13 de septiembre el Indio Triste cayó de la esquina de la azotea en la que se encontraba, debido al reblandecimiento de la pared, a consecuencia de las intensas lluvias que azotaron a la capital zacatecana durante varios meses.

Derivado del colapso, la escultura resultó gravemente afectada, por lo que fue necesario hacerle una restauración completa, que ya se ha concluido, y para protegerla ya no será colocada a la intemperie, sino que estará en el interior del Museo Zacatecano.

Sánchez Preza explicó que la Junta se dio a la tarea de rescatar los vestigios de los restos que quedaron de la escultura del Indio Triste original, a fin de restaurarlos y regresarlos a su lugar.

Pero debido al estado de la misma, se llegó a la conclusión de elaborar una réplica que ocuparía el anterior sitio, en la calle Juan de Tolosa 902, esquina con el Callejón del Indio Triste.

La pieza original fue colocada en el Museo Zacatecano, luego de una restauración realizada por docentes y estudiantes de la Escuela de Conservación y Restauración “Refugio Reyes”, quienes realizaron la tarea desde octubre de 2015 a diciembre de ese mismo año, con recursos propios de la institución y aportaciones de los alumnos.

La elaboración de la nueva escultura estuvo a cargo del artesano Félix Muro Arenas, quien cuenta con una amplia trayectoria en el área, como la restauración de la fachada de la Catedral en algunos elementos específicos.

Sánchez Preza dijo que el costo de la obra fue de 35 mil pesos, inversión absorbida en su totalidad por la Junta, en un esfuerzo por mantener viva la memoria de los zacatecanos, con relación a las tradiciones de sus calles y callejones.

También podría gustarte