Escritor Sergio Ramírez comparte gusto de Rubén Darío por la cocina

México, 13 Oct (Notimex).- El poeta Rubén Darío (1867-1916) consideraba la cocina como un arte, destacaba su sensualidad e incluso la comparaba con el acto sexual, aseguró hoy el novelista, ensayista, cuentista, político, periodista y abogado nicaragüense Sergio Ramírez.

Entrevistado a propósito de su más reciente libro “A la mesa con Rubén Darío”, que presentará el 16 de octubre en la Feria del Libro del Zocalo, Ramírez habló con Notimex de otra faceta del máximo representante del modernismo literario.

“Ligaba el sexo y cocina, el sexo y los frutos, y ello estuvo presente en su poesía y escritos, siempre ligaba estos detalles humanos”, dijo el Premio Alfaguara de Novela 1998 y Premio Internacional “Carlos Fuentes” a la Creación Literaria en Idioma Español 2014.

Recordó a Darío como un hombre de muchas facetas, “un personaje de su tiempo” que a pesar de que no era rico, degustaba de buenos platillos, algunos de los cuales permearon sus obras.

Cuando Darío llegó a Francia a principios del siglo XX, disfrutó extraordinarios platillos y lo describió en sus crónicas; “habla de la gastronomía, de la comida, de sus recuerdos de la comida en Nicaragua, de América Latina, de España y de la reina de todas las comidas: la francesa”.

“Además de poeta fue un gran cronista, uno de los innovadores del periodismo y esto quiere decir, que como periodista se ocupo de todo lo que parecía notable, lo que el lector debía conocer y saber.

“La literatura no es un asunto ajeno a la cocina, no podemos relegar la comida tras patio, es un asunto digno de la literatura y de las artes. Darío adquirió su gusto por la comida desde la infancia, fue culinario siempre”, explicó.

Sostuvo que uno siempre está disfrutando la comida extranjera, pero siempre se recuerdan los gustos de la infancia, “que son a los que uno recurre siempre”, indicó.

Cuenta que uno de los platillos favoritos del llamado “Príncipe de las letras castellanas”, eran los frijoles refritos y a pesar de que no sabía cocinar, dictaba las recetas a su esposa Francisca Sánchez, quien era una buena cocinera de origen español.

Bajo el sello Trilce, “A la mesa con Rubén Darío” rinde homenaje al poeta nicaragüense Rubén Darío en el centenario de su muerte.

Se trata de una publicación que reúne un ensayo sobre la importancia y el desarrollo del tema culinario en la vida y creaciones del poeta y, además, 50 recetas que comenta en sus obras.

En la primera parte del libro, Sergio Ramírez reflexiona sobre la comida, el placer y las distintas maneras de vivir la experiencia gastronómica que tenía Rubén Darío en su vida y obra, mientras que en la segunda parte se incluyen algunas recetas que el poeta disfrutó.

También podría gustarte