En Caracas los adultos mayores luchan por sobrevivir

Caracas, 3 Oct (Notimex).- Los adultos mayores luchan por sobrevivir en Caracas, una ciudad que fue planeada especialmente para una población joven, consideró el experto en urbanismo y catedrático de la Universidad de Los Andes (ULA), Rafael Lander.

“La ciudad se ha vuelo agresiva y hostil para las personas de la tercera edad, quienes se enfrentan a un sinfín de obstáculos y barreras que le dificultan desplazarse con seguridad por sus calles y avenidas”, precisó el experto.

En diálogo con Notimex, dijo que los planificadores de la capital venezolana ignoraron en sus proyectos a los ancianos como integrantes de la sociedad caraqueña, lo cual se evidencia por las múltiples barreras arquitectónicas que presenta la ciudad.

“Por ello es preciso que cuando planifiquemos una ciudad lo hagamos con una visión prospectiva, tomando en cuenta las características de su población y expectativas de vida, las cuales aumentan con el avance constante de las investigaciones en el campo de la salud”, explicó.

Refirió que en la década de 1950, cuando se inició el proyecto de ordenamiento urbano de la Caracas actual, su población estaba integrada mayoritariamente por jóvenes y niños y con esta base se planificó toda la infraestructura.

Lander señaló que ello la ha convertido en una ciudad no apta para los adultos mayores, a quienes se les dificulta transitar por calles y avenidas, debido a la topografía irregular de su terreno y la presencia “casi obsesiva de escalinatas”.

En su opinión, en Caracas hacen falta más demarcaciones para el paso de peatones, aceras suficientemente amplias y con menos pendientes, edificaciones públicas provistas de rampas de acceso y sanitarios ajustados a las necesidades de los “abuelos y abuelas”.

“Los centros comerciales, todos, deberían contar con ascensores y escaleras mecánicas, ya que la ausencia de tales equipos constituye una barrera infranqueable para las personas con movilidad reducida, quienes con razón se consideran excluidos”.

Asimismo, dijo que siempre hay que pensar en el factor movilidad y propuso cambiar el sistema de seguridad social, a fin de que pensionados y jubilados reciban el sueldo en sus casas, lo cual les evitaría hacer largas colas en el banco, así como ser asaltados.

Lander se pronunció además por un cambio en la infraestructura del transporte público, instalando más asientos especiales (con sus respectivos cinturones de seguridad) para los adultos mayores y promover la cultura del respeto de sus espacios.

Dijo que la capital venezolana es una ciudad que tiende a envejecer y que se debe tomar conciencia de que a la vuelta de unos pocos años un cuarto de su población será adulto mayor. “Es necesario entonces que comencemos a pensar en cambiar la ciudad”, propuso.

También podría gustarte