Crean software que ayudaría a mejorar flujo vehicular en la capital

México, 30 Jun (Notimex).- Un investigador y un estudiante de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM) desarrollaron una aplicación que permitirá mostrar el comportamiento del tráfico vehicular de cualquier ciudad y ofrecer alternativas al trazado de calles, el sentido de las vialidades o la remoción de obstáculos.

En un comunicado, la casa de estudios explicó que “G TRaffic”, financiado por la UACM y la Secretaría de Ciencia y Tecnología de la Ciudad de México, es un software que permite además probar de forma virtual la efectividad de una medida antes de concretarla en el mundo real.

Los creadores del programa informático son Felipe Contreras, profesor-investigador del Maestría en Ciencias de la Complejidad de la UACM y el estudiante de posgrado Óscar Valdez.

“Se trata de un programa que modela el tráfico vehicular en una red que se puede plasmar en él, mostrando las calles de la ciudad. El programa se construyó en el sistema ´Netlogo’, que es un ambiente para programar desarrollado en la Universidad de Northwest, Chicago”, explicó el académico.

La plataforma Netlogo, con la que “G Traffic” es compatible, se basa en el paradigma de Modelado Basado en Agentes, que son pequeños códigos para la computadora que pueden interactuar entre ellos y trabajar en conjunto.

“En el caso de nuestro software, los ‘agentes’ son vehículos que viajan en las calles y pueden avanzar, detenerse, acelerar, dar el paso o no”, detalló.

Cada uno tiene una colección de instrucciones a seguir y pueden ubicarse en una vialidad hipotética, tan sencilla como un punto de origen y otro de destino, o tomar una zona concreta de la ciudad, empleando las coordenadas de GPS, descargar la imagen del lugar al sistema y hacer que avancen autos en una calle en particular”, añadió el investigador.

El sistema funciona por ‘capas’, de manera que sobre la zona de la ciudad se trazan aristas y nodos que indican calles e intersecciones y en la siguiente ‘capa’ se ubican los autos.

“Los vehículos pueden interactuar, por ejemplo, formar un embotellamiento. Se pueden tomar medidas reales de cuántos vehículos por minuto suelen emplear una vialidad y, con esa información, modelar en el sistema el momento en que la calle se satura o cuánto tardan en llegar a su destino”, indicó Contreras.

De este modo, las calles se pueden modificar tanto en su trazado original como en el sentido del tráfico y colocar autos para saber qué ocurriría con ciertos cambios en la vialidad.

“Podemos, desde cambiar el sentido de un eje vial y saber qué calles son afectadas por la medida y cómo mejora el tiempo de viaje, o calcular un evento, como la salida de un partido en el Estadio Azteca, por ejemplo para entender cómo afecta la zona cercana la densidad de vehículos que intenta desplazarse desde, hacia y a través de esa zona”, describió el experto.

Otra ventaja del sistema, además de poder imitar una vialidad concreta, es que al haberse construido con software de libre acceso, podrá ser utilizado y modificado por cualquier persona interesada, a fin de adaptarlo a necesidades concretas.

“En este momento hay un último trámite en la UACM para que se libere por completo, pues la patente es de la institución, pero la idea es desde el principio que cualquiera lo pueda descargar, usar y modificar”, abundó el académico.

La idea es trabajar con físicos, matemáticos, ingenieros de sistemas o de transporte para mejorar el software. puuntualizó.

También podría gustarte