Comparten borrador de la encíclica ambiental del Papa Francisco

Comparten borrador de la encíclica ambiental del Papa Francisco

En la copia de un borrador en torno a la esperada encíclica del papa Francisco sobre el medio ambiente, el sumo pontífice exhorta a actuar urgentemente para proteger la Tierra y combatir el cambio climático, que dice se debe “en su mayor parte” a la actividad humana y la quema de combustibles fósiles.

El reverendo Federico Lombardi, portavoz del Vaticano, dijo que el documento filtrado al semanario italiano L’Espresso y divulgado el lunes en su sitio de internet no es la versión final, y que la encíclica oficial será dada a conocer el jueves como está programado.

El borrador de L’Espresso toca muchos de los mismos puntos en los que Francisco y sus asesores han estado haciendo énfasis en los meses previos a la divulgación del documento.

En el texto, el papa explica tanto las razones científicas como las morales para proteger la creación de Dios, al tiempo que hace notar que los pobres ya son los que más sufren por la contaminación atmosférica y el vertido de desechos tóxicos, al tiempo que seguirán cargando con la peor parte del aumento en los niveles del mar y de las condiciones meteorológicas extremas. El borrador dice que los problemas ecológicos no se deben al crecimiento de la población, sino más bien al comportamiento consumista y desperdiciado de los ricos.

Francisco respalda sus comentarios con datos científicos que muestran el impacto sobre el planeta de la continua pérdida de biodiversidad en la selva amazónica, el derretimiento de los glaciares del Ártico, la sobrepesca en los océanos y la contaminación del suministro de agua dulce en el mundo.

El pontífice ha dicho que desea que todo el mundo lea la encíclica —no sólo los católicos_, y en la introducción hace notar que ahora el documento forma parte de la enseñanza formal, el “magisterio”, de la Iglesia católica.

Eso podría ser interpretado como una especie de advertencia a los escépticos sobre el cambio climático, incluidos muchos católicos en Estados Unidos que han insinuado que simplemente ignorarán la encíclica, ya que los puntos de vista del papa sobre el medio ambiente chocan con las dudas que ellos tienen en torno al calentamiento global.