Científicos desarrollan biofertilizantes con bacterias benéficas

México, 29 Jun (Notimex).- Científicos del Centro de Investigación y Asistencia en Tecnología y Diseño del Estado de Jalisco (Ciatej) crearon un biofertilizante a base de bacterias benéficas para las plantas que mejoran el rendimiento de los cultivos.

El invento incluye siete rizobacterias que promueven el crecimiento de las plantas y mejoras su disposición a los nutrientes del suelo, explicó la investigadora Silvia Maribel Contreras Ramos.

En una entrevista con la Agencia Informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), la especialista indicó que el proyecto surgió para reemplazar o disminuir el uso de insumos agrícolas de origen químico.

La investigadora aseguró que los insumos biológicos que desarrollaron podrán conseguir los mismos, incluso, mejores resultados en la agricultura, pues tendrían menores costos económicos y ambientales.

Contreras Ramos detalló que se eligieron microorganismos tras una caracterización molecular, donde se probó que estos no eran dañinos para las plantas, los animales ni los humanos, dado que el consumo sería el propósito de los cultivos.

Los siete microorganismos que se incluyeron en el biofertilizante tienen características que permiten solubilizar el fósforo y hacerlo más disponible para las plantas.

Además, estos microorganismos ayudan a suministrar algunas fitohormonas que permiten a la planta tener un mayor crecimiento y rendimiento, gracias a que sus procesos fisiológicos se ven acelerados.

“También producen algunos compuestos llamados sideróforos que atrapan los metales, como son los micronutrientes. Esto ayuda a que excluyan a la competencia de estos micronutrientes y le dan ventajas a la planta”, expuso la investigadora.

“La ventaja al utilizar estos organismos es que se aprovechará más los nutrientes que se apliquen a la planta y si eso sucede, no tienes que aplicar en exceso, por lo que se podría reducir el uso y por tanto el costo de ciertos insumos, como fertilizantes o nutrientes”, añadió.

Contreras Ramos indicó que el inoculante se probó con pepino, cultivo que registró una mejora de rendimiento de 26 por ciento; también se hicieron pruebas con arándano, cebolla, frijol, rábano, pimiento morrón, tomate y aguacate, todos con resultados positivos.

Los investigadores trabajaron en el proyecto en alianza con la empresa local Organik Bolluk, dedicada al cultivo y exportación de pepino orgánico.

El objetivo del proyecto fue crear un paquete tecnológico, así como plantear un sistema del proceso a nivel planta piloto.

La investigadora mencionó que se busca licenciar esta tecnología a fin de que pueda ser explotada por la industria, sin embargo, se continúa con algunas pruebas de concepto y efectividad para probar la mezcla de microorganismos en hectáreas de cultivos.

También podría gustarte