California: Bomberos ganan terreno en lucha contra incendio

Reisha Spitler y su perro contemplan los daños causados por un incendio en la casa de un familiar, en Lower Lake, California, el 15 de agosto de 2016. (AP Foto/Josh Edelson) LOWER LAKE, California, EE.UU. (AP) — Los bomberos ganaron terreno en su lucha por apagar un incendio masivo en el norte de California, que ha destruido 175 casas, comercios y otras instalaciones y quemado casi 18 kilómetros cuadrados (7 millas cuadradas), dijeron el martes autoridades.

El siniestro en Lower Lake, como a unas dos horas de manejo de San Francisco, estaba a 20% el lunes, dijo Daniel Berlant, portavoz del Departamento de California para la Silvicultura y Protección de Bosques.

El progreso ocurrió a la vez que las autoridades arrestaron el lunes a Damin Anthony Pashilk, de 40 años, de Clearlake, California, y lo acusaron de 17 cargos de incendio provocado. A Pashilk se le acusa de iniciar el incendio que se propagó el fin de semana. Funcionarios también sospechan que Pashilk inició otros incendios en el último año en el condado de Lake.

Unos 1.600 bomberos estaban combatiendo el incendio el martes, en medio de temperaturas tibias y vientos leves.

Previamente, las llamas llegaron a la histórica Main Street, donde los bomberos no pudieron salvar la oficina de Habitat for Humanity, organización que había estado recaudando fondos para ayudar a reconstruir casas quemadas por otro incendio el año pasado.

“El señor Pashilk cometió un delito horrible y abogaremos para que se le aplique la justicia con todo el rigor de la ley. Seguimos pensando en la gente del condado de Lake ahora que atravesamos por este momento difícil”, dijo Ken Pimlott, director del Departamento de California para la Silvicultura y Protección de Bosques.

Miles de personas evacuaron la zona a causa del incendio, algunas tras asegurarse de que sus gallinas y chivos estén seguros. No se reportó a ningún herido.

Mientras los bomberos trabajaban en la zona rural, colegas barrían cenizas y se aseguraban de que los caminos estén libres de cables de electricidad y teléfono en el pueblo. Casas, algunas que datan de la década de 1880, quedaron quemadas complemente.

Lower Lake es hogar de unos 1.300 residentes, mayormente gente de clase trabajadora y retirados que llegan atraídos por el encanto rústico de la zona y los precios de las viviendas, que son más asequibles que en el área de San Francisco.

El verano pasado, durante un período devastador de fines de julio a septiembre, tres grandes incendios llegaron hasta solo unos kilómetros al este y sur del pueblo.

También podría gustarte