Activistas exigen cierre de cárceles para migrantes en Arizona

Por Francisco Trujillo. Enviado

Eloy, Arizona, 7 Oct (Notimex).- Unos 800 activistas de diversos lugares de Estados Unidos se congregaron hoy afuera del mayor centro de detención de inmigrantes de Arizona para exigir el cese de la criminalización y el cierre de las cárceles para indocumentados.

La manifestación, en el Centro de Detención de Eloy, marcó el inicio del “Encuentro en la Frontera”, que durante tres días denunciará la “militarización” de la región fronteriza y la “criminalización” de los migrantes y refugiados.

El encuentro es organizado por el grupo interreligioso de derechos humanos School of Américas Watch (SOA Watch).

El Centro de Detención de Eloy es operado por la compañía privada Corrections Corporation of América (CCA), bajo contrato de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), y en su interior hay mil 600 inmigrantes retenidos mientras esperan audiencias de deportación.

El grupo proinmigrante “Movimiento Puente”, de Phoenix, denunció en la manifestación que desde el año 2000 unos 150 inmigrantes han muerto en los centros de detención privados.

Los nombres de cada uno fueron leídos en la protesta y los asistentes gritaron “Presente”.

De acuerdo con los organizadores del evento, el Centro de Detención de Eloy es donde más muertes de inmigrantes se han registrado. Entre 2003 y 2015 han sido reportadas 14 muertes de inmigrantes, cinco de los cuales fueron suicidios.

La más reciente ocurrió el 20 de mayo de 2015, cuando el mexicano Jesús Déniz Sahagún, de 31 años, fue encontrado muerto con un calcetín dentro de su garganta después de haber sido colocado en vigilancia de suicidio.

El centro de detención de Eloy “no sólo destroza familias enteras al mantenerlas separadas, sino que también las rompe con cada vez que los internos son puestos en aislamiento”, acusó Movimiento Puente.

En la manifestación, media docena de inmigrantes que meses o años atrás estuvieron presos en esa instalación, denunciaron las deplorables condiciones con que son mantenidos los inmigrantes.

La mexicana Bertha Ávila, quien habló ante los asistentes a la protesta vestida con un traje de prisionera, dijo que perdió un embarazo de cuatro meses por falta de atención médica en ese lugar.

Rigoberto Rodríguez aseguró que permaneció cuatro meses sin medicamento para la próstata, hasta que su enfermedad progresó y tuvieron que trasladarlo de emergencia a un hospital.

Con pancartas y cartelones, los manifestantes exigieron también la liberación inmediata de varios inmigrantes presos en este centro, como el mexicano Samuel Magallanes, quien lleva dos años detenido por tratar de reingresar a Estados Unidos.

La protesta marcó el inicio de eventos que se efectuarán este fin de semana en Nogales, Arizona, y Nogales, Sonora, para manifestarse contra la “militarización” de la frontera y la “criminalización” de los migrantes.

Las protestas incluyen eventos musicales, vigilias y manifestaciones a lo largo del muro fronterizo en Nogales.

Este sábado se planea una marcha por las calles de Nogales, Arizona, encabezada por veteranos estadunidenses y una manifestación frente al muro fronterizo. También habrá talleres y seminarios sobre las causas de la migración y una “ceremonia interreligiosa” frente al muro.

También podría gustarte