Sexo bizarro: El carrete filipino

Sexo bizarro: El Carrete Filipino

Esta es una de esas técnicas que pueden ser muy eficientes o pueden ser muy peligrosas. Se dice que es algo que empezó en Filipinas, en donde las mujeres son entrenadas para satisfacer todos los deseos carnales de los hombres. Esta técnica exótica puede darte un orgasmo como nada en la vida, pero si no se practica correctamente podría llegar a dañarte de por vida.

¿En qué consiste la técnica? Básicamente, consiste en atar un cordel, bramante o hilo a la base del pene, para así constreñirlo y, de esta forma, alargar el coito e intensificar el orgasmo. Bastante simple, ¿no? Las mujeres que practican la técnica son capaces de aflojar y apretar el hilo a su antojo. Con el hilo aflojado durante una felación y más apretado durante el coito. Cuando el hombre está teniendo un orgasmo, la mujer suelta el hilo para dejar salir el semen y provocar un éxtasis incomparable.

¿Por qué decimos que puede ser peligroso? Si la técnica no es dominada a la perfección la fricción del cordel o sedal puede rasgar la piel del pene. Aún peor, si por cualquier motivo, como un nudo mal hecho, por ejemplo, no permite la circulación de la sangre se puede llegar a tener una gangrena. Por lo general, estas son tratadas amputando el miembro afectado. Claro que esto es solo una excusa más para probar el excitante placer de estar al filo del cordel.

También podría gustarte