Los fetiches sexuales más extraños

Los fetiches se dan cuando se siente excitación por un objeto o situación específica. Estos son mal vistos por la sociedad. Por esta razón, quienes los tienen se sienten avergonzados aunque sea una situación que no provoca daño a nadie. Para que conozcas un poco más al respecto, acá te compartimos algunos de los fetiches sexuales más extraños.

Hibristofilia: Es la atracción por la chica o chico malo llevada al extremo.  Esto hace que muchas personas se sientan atraídas hacia personas que han cometido crímenes.

Formicofilia: Es la excitación de tener insectos recorriendo los genitales.

Agalmatofilia: Es sentirse atraído sexualmente por estatuas o esculturas.

Plushofilia: Es la excitación por los animales de peluche. Las personas que tienen este fetiche se masturban con peluches o tienen relaciones con personas disfrazadas.

Vorarefília: Es el placer que se obtienen de la idea de comerse, ser comido u observar mientras se comen a otra persona.

Tecnosexualismo:  La excitación y deseo de tener sexo con robots.

Burusera: Se llama así a la excitación que se siente al oler la ropa interior usada.

Retifismo: Atracción por los zapatos.

Nasofilia: Sentir excitación sexual por las narices.

Tricofilia: Obtener placer sexual del cabello, por su textura, color o corte.

¿Qué otros fetiches raros conoces?

También podría gustarte